“Descansa en paz” (Nicanor Parra)

* Un poema de Hojas de parra para homenajear, como corresponde, de manera risueña, al (anti)poeta, fallecido hoy. ¡Viva el antipoeta!

 

Descansa en paz

claro — descansa en paz
y la humedad?
y el musgo?
y el peso de la lápida?
y los sepultureros borrachos?
y los ladrones de maceteros?
y las ratas que roen los ataúdes?
y los malditos gusanos
que se cuelan por todas partes
haciéndonos imposible la muerte
o les parece a ustedes que nosotros
no nos damos cuenta de nada…

estupendo decir descansa en paz
a sabiendas que eso no es posible
sólo por darle gusto a la sin hueso

sepan que nos damos cuenta de todo
las arañas corriendo por las piernas
no nos permiten dudas al respecto
dejémonos de pamplinas
ante la tumba abierta de par en par
hay que decir las cosas como son:
ustedes al Quitapenas
y nosotros al fondo del abismo

 

(De Hojas de Parra, 1985)


“El Cristo de Elqui se lanza contra los patrones desvergonzados” (Nicanor Parra)

El Cristo de Elqui se lanza contra los patrones desvergonzados

 

Los patrones no tienen idea

quieren que les regalen el trabajo

nunca se ponen en el lugar del obrero

 

píqueme esa leñita maestro

cuándo me va a matar esos ratones

anoche no pude dormir otra vez

hágame brotar agua de la roca

la Sra. tiene que ir a un baile de gala

hay que bajar al fondo del mar

un puñado de perlas x favor

 

otros son + carajo todavía

plánchame esa camisa desgraciado

anda a buscarme un árbol al bosque weón

¡arrodíllate mierda!

anda a arreglar los tapones

¿Y si me electrocuto?

¿Y si la roca se me viene encima?

¿Y si me cruzo con el león en el bosque?

eh!

eso no tiene nada de particular

eso no tiene la menor importancia

 

lo verdaderamente importante

es que el caballero pueda leer el diario trancuilo

bostezar a su regalado gusto

oír música clásica X el campeonato

aquel obrero se rompe la crisma

que se mande guardabajo

mientras está soldando una viga de fierro

nada de qué admirarse

estos rotos son unos pajarones

 

que se vaya a la punta de su madre

y después no sé lo que pasó

no se imagina cuánto lo siento sra

2 o 3 golpecitos en la espalda

y una viuda con sus 7 ratoncitos a la miseria…

 

41ah2jtwawlNicanor Parra, La vuelta del Cristo de Elqui, Santiago de Chile, Ediciones Universidad Diego Portales, 2007 (“+sermones y prédicas”, 1983), pp. 105 y 106.


Videos: #NicanorParra

Al cumplirse el centenario del gran (anti)poeta, posteamos algunos videos…

 

 

 

 

 


“Padre nuestro” (Nicanor Parra)

PADRE NUESTRO

Padre nuestro que estás en el cielo

lleno de toda clase de problemas

con el ceño fruncido

como si fueras un hombre vulgar y corriente

no pienses más en nosotros.

 

Comprendemos que sufres

porque no puedes arreglar las cosas.

sabemos que el Demonio no te deja tranquilo

descontruyendo lo que tú construyes.

 

Él se ríe de ti

pero nosotros lloramos contigo:

no te preocupes de sus risas diabólicas.

 

Padre nuestro que estás donde estás

rodeado de ángeles desleales

sinceramente: no sufras más por nosotros

tienes que darte cuenta

de que los dioses no son infalibles

y que nosotros perdonamos todo.

 

nicanor-parra-2* Poema de La camisa de fuerza (1962-1968), en Nicanor Parra, Poemas para combatir la calvicie. Antología. Julio Ortega (compilador), FCE, Santiago de Chile, 2010 (ed. original 1993), p. 136.


“Frases” (Nicanor Parra)

FRASES

No nos echemos tierra a los ojos

el automóvil es una silla de ruedas

el león está hecho de corderos

los poetas no tienen biografía

la muerte es un hábito colectivo

los niños nacen para ser felices

la realidad tiende a desaparecer

fornicar es un acto diabólico

Dios es un buen amigo de los pobres.

 

IMAG0860* Poema de La camisa de fuerza (1962-1968), en Poemas para combatir la calvicie. Antología. Julio Ortega (compilador), FCE, Santiago de Chile, 2010 (ed. original 1993), p. 134.