Fresán sobre Philip Roth y su “retiro”…

Leemos en el suplemento Radar:

(…) de pronto, un casi octogenario Philip Roth –a diferencia de lo hecho por sus maestros Saul Bellow y Bernard Malamud– anuncia que no va más, que se va, que ha llegado el momento de bajar la persiana y que sigan otros, porque él ya dio todo lo que tenía para dar. Antes, Roth se releyó marcha atrás in toto (revisando de paso las versiones definitivas de sus títulos, ascendiendo al altar de la Library of America) para comprobar si había dado lo mejor de sí. El veredicto fue positivo, el diagnóstico favorecedor y, así, adiós, adiós, adiós al último titán de su generación, con Thomas Pynchon y Don DeLillo cuidándole las espaldas, mientras esperamos el inevitable y cáustico twit de Bret Easton Ellis.

Las sensaciones ante la mala nueva son variadas. Pena, sospecha, irritación y, de nuevo, pena empezando de inmediato a fantasear –morbosamente– con papeles póstumos y todo eso. Y como seguidor/lector, se espera que no sea más que la resaca por los efectos del huracán Sandy sobre su Nueva Jersey natal o un berrinche pasajero porque volvieron a NO darle el Nobel. Pero está claro que este último es un argumento infantil (tampoco se lo dieron a Updike, quien luchó pluma en mano hasta el último aliento) y cuya posibilidad de ser cierto se agota pronto. Porque la cosa viene de antes. Sus últimos títulos publicados reincidían en la ceremonia de la despedida (desactivó a su alter ego Nathan Zuckerman en Sale el espectro, de 2007), volvían una y otra vez al tema de la enfermedad y de la decadencia física y, de un tiempo a esta parte, Roth parecía un hombre desencantado y cansado de vivir en un mundo donde “el problema es que el hábito de la lectura se ha esfumado. Como si para leer necesitáramos una antena y la hubieran cortado. No llega la señal. La concentración, la soledad, la imaginación que requiere el hábito de la lectura. Hemos perdido la guerra. En veinte años, la lectura será un culto… Los lectores van a desaparecer. Seguirá habiendo novelistas que seguirán escribiendo, pero serán leídos por menos y menos gente…”

La nota completa acá.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s