“Santas” bestias

Muestra de León Ferrari

“Otras bestias” es el nombre de la actual mini-muestra de León Ferrari (pintor, escultor, “constructor” de objetos, montajista único). El visceral y sensible artista nos deleita con la concreción de un conjunto de sensaciones, sentimientos y pensamientos que están –que pueden estar- en el común de los mortales: el que dice que el hombre puede (y suele) ser más bestia que las bestias.

Y allí están para demostrarlo las juguetonas “ceremonias” que ensambla Ferrari entre gorilas y santos, dos figuras en apariencia, en la superficie, antagónicas. (Sin embargo, si uno recuerda –así sea vagamente- la historia de la iglesia, comprenderá que la brutalidad que representa el gorila aquí es fiel a lo que ha dicho, escrito y concretado esta reaccionaria institución. Además, serán siempre recordados los brutales ataques y la censura que recibió de la iglesia a fines de 2004, por su muestra del Centro Cultural Recoleta –una retrospectiva donde repasaba 50 años de arte-, donde estaba La civilización occidental y cristiana, “vieja” obra de 1965 que denunciaba el militarismo imperialista en Vietnam y la complicidad religiosa.)

Una plaga: el imperialismo. Bajo las fachadas de lo establecido (la Casa Blanca, las banderitas en un póster de los países de Naciones Unidas) se mueve, por miles, este animalito invasor –que ni los huesos tranquilos dejan-.

¿Y qué hay escrito en los vidrios? Un sinfín de planteos, varios, de muchos colores, entrecruzados, (casi, por momentos) ilegibles. ¿La imagen de los cientos de bichos vale acaso más que (estas) mil palabras? Podría ser. Sin embargo la escritora Tununa Mercado ha señalado respecto a la escritura de León Ferrari, en un catálogo de 1991, que esta sería “una descabellada que goza”. Aquí las frases de Ferrari acompañan –gocen o no- sobre el vidrio de las cajas a las cucarachas amontonadas.

Finalmente, entre estas obras y objetos, la mayoría creados el año 2000, encontramos… aviones de combate. De juguete, claro, pero feroces, militares. Y “fashionizados”: decorados con vistosísimas plumas de colores unos (¿las vedettes de las guerras televisadas “en vivo y en directo”?), rodeados de pájaros otros, contraponiendo de alguna manera estos dos “seres” que vuelan los cielos: unos para cantar, otros para matar.

En suma, una pequeña pero intensa muestra, donde los sentidos de lo natural y lo social, de lo sagrado y lo humano es profanado en aras de la creación artística. Hablamos entonces de una obra profundamente humana y comunicativa.

***

“Otras bestias” de León Ferrari se exhibe en el Palais de Glace (Posadas 1725, CABA), con entrada libre y gratuita, hasta el 25 de mayo.


2 comentarios on ““Santas” bestias”

  1. […] la libertad de expresión, y de la libertad creadora de un gran artista, de larga trayectoria y de talento indiscutible. (En 1982 Ferrari explicaba en una entrevista el espíritu y la conciencia que animan su arte: […]

    Me gusta

  2. […] la libertad de expresión, y de la libertad creadora de un gran artista, de larga trayectoria y de talento indiscutible. (En 1982 Ferrari explicaba en una entrevista el espíritu y la conciencia que animan su arte: […]

    Me gusta


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s