IUNA: ¿Quién es Liliana Demaio?

Las compañeras y compañeros de Contraimagen, integrantes del Centro de Estudiantes del IUNA -actualmente en conflicto– nos hicieron llegar el siguiente comunicado (la foto corre por cuenta de la casa); solicitando además su difusión:


 

¿Quién es Liliana Demaio?

 

Empezando por la respuesta al título, Demaio es desde hace cinco años la rectora del IUNA (Instituto Universitario Nacional de Arte). También hace cinco años está declarada la emergencia edilicia (o sea que no resolvió nada desde que comenzó).

Además es confesa Kirchnerista, de esas que quieren “profundizar el modelo” junto a burócratas sindicales, gobernadores sojeros y punteros políticos. Un modelo que mantiene vigente la Ley de Educación Superior menemista y destina muchos millones más para la deuda externa que para la educación. El discurso “progresista” no resiste ni una pincelada de realidad, y la rectora del IUNA se encarga de demostrarlo.

Liliana Demaio (y sus consejeros) quiere mantener al IUNA rehén de sus intereses políticos. Todo sea por conservar sus privilegios de funcionaria. Veamos…

 

Este año su “gestión” fue cuestionada por cientos de estudiantes que organizados de forma democrática mediante asambleas (muy diferentes a las 4 paredes del rectorado entre las que se resuelve el destino del IUNA) salimos a luchar en defensa de la educación pública, pidiendo mayor presupuesto, mejoras edilicias y edificio propio, validación de títulos de visuales a nivel nacional, departamentalización de Folklore y todas las áreas transdepartamentales, entre otras demandas.

El problema (para Lili) es que la lucha del IUNA es parte de un gran fenómeno político de decenas de miles de jóvenes que el último cuatrimestre han tomado colegios, facultades, terciarios en Bs. As, Córdoba y varios puntos del país y que llenó la Plaza de Mayo con 30.000 jóvenes que cuestionaban no sólo al gobierno derechista de Macri, sino al doble discurso de Cristina.

Y ¡qué problema para el gobierno y las autoridades que surja un movimiento estudiantil independiente del gobierno y la oposición parlamentaria!.

 

A este movimiento estudiantil quisieron derrotar, por ejemplo, los decanos kirchneristas Trinchero (Filo UBA) y Caletti (Sociales UBA), pero no pudieron.

 

Esta es la tarea que se ha planteado la rectora Demaio (y su nuevo amigo y hasta hace 10 dias enemigo, el Decano también K, del Departamento de Visuales Julio Flores). No sólo ha planteado que se “cerraron todas las vías de negociación” sino que en Página 12 (http://www.pagina12.com.ar/diario/universidad/10-156756-2010-11-12.html) y otros medios de comunicación salió abiertamente a atacar a los estudiantes que estamos en lucha, y particularmente a las organizaciones “troskas” como el PTS y el PO que estamos en los Centros de Estudiantes, con difamaciones propias de la derecha más rancia.

 

En su intentona macartista la rectora pretende ponernos en contra de los estudiantes, pero la que se niega a resolver el conflicto es ella. Hasta ha confesado que le parece que tenemos razón en nuestras demandas pero no va a “firmar” nada para que no podamos decir “que le torcimos el brazo”.

Liliana debería poner en primer lugar la educación pública y no sus intereses políticos. De todas maneras no nos sorprende esta posición ya que la rectora, como el conjunto de los decanos, están acostumbrados a manejar al IUNA como si fuese su feudo.

 

Pero no es casualidad que nos ataquen a los “troskos”, porque somos los que impulsamos la autoorganización en el movimiento obrero y en el movimiento estudiantil. Porque somos los que frente al modelo de juventud K junto a los Moyano, los Pedraza y los punteros, oponemos construir una gran juventud independiente del gobierno y la oposición patronal, que se una en las calles a los trabajadores del sindicalismo de base como los del FFCC Roca, Kraft o el SUBTE, porque somos quienes damos pelea contra la burocracia sindical asesina exigiendo juicio y castigo a los asesinos de Mariano Ferreyra.

 

Es así que Demaio se ha sumado a la cruzada de blogueros, decanos y funcionarios K contra las organizaciones de izquierda. Es que tienen miedo (y lo bien que hacen en tenerlo) que se multipliquen las luchas como la del FFCC donde 1.500 trabajadores se enfrentaron al fraude de las tercerizadas y a la burocracia sindical asesina de Pedraza y lograron el pase a plante permanente; o como la de Kraft donde 2500 obreros y obreras desafiaron a una patronal yanqui, al gobierno y la burocracia de Daer; o los cientos de trabajadores de Paraná Metal que cortaron durante largos días la ruta contra el empresario vaciador Kristobal López; o los miles de estudiantes que salimos a las calles defendiendo la educación pública y nos enfrentamos a los decanos K.

Tienen miedo que toda esa fuerza se una y se transforme en una fuerza político y social invencible.

 

 



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s